Convenios intentan es evitar la doble imposición internacional que sufren empresas y particulares españoles con negocios internacionales.

Los Convenios para evitar la doble imposición son acuerdos bilaterales entre dos Estados que establecen normas de reparto de la capacidad de gravar una determinada renta en un Estado u otro, obtenida por un residente del otro Estado contratante, en función de la naturaleza de la misma.

Gracias a sus disposiciones, con superioridad jerárquica respecto de la ley interna de cada Estado, es posible reducir la tributación de las rentas obtenidas por un contribuyente, ya sea una empresa o un particular, en el otro Estado Contratante.

Con ello, los que los Convenios intentan es evitar la doble imposición internacional que sufren empresas y particulares españoles con negocios internacionales, que reciben ingresos de fuente extranjera y que se sujetan a tributación en España por sus rentas mundiales.

 

Este aspecto cobra ahora especial importancia en el caso del Reino Unido, una vez conocido el resultado del Referéndum sobre su permanencia en la Unión Europea, dado que se han implementado Directivas que exoneran de tributación rentas tales como los dividendos o los cánones o intereses de fuente extranjera, satisfechos entre sociedades asociadas o vinculadas fiscalmente que sean comunitarias.

 

En el caso de que dicha normativa ya no le resultase aplicable por ser efectiva su salida, las rentas obtenidas por residentes de España en el Reino Unido o viceversa se regirían por lo establecido en el Convenio actualmente en vigor.

 

Por ejemplo, ¿conoce Ud. que los cánones y los intereses obtenidos por una empresa española en Reino Unido sólo deben tributar en España de acuerdo con el Convenio?¿sabe cuando aplica el tipo de tributación limitada del 10% sobre los dividendos que obtenga en dicho país?

 

España tiene rubricados un total de 102 Convenios para evitar la doble imposición, de los que están en vigor 93. Los otros 9 se encuentran en distintas fases de tramitación (Azerbaiyán, Bahrein, Bielorrusia, Cabo Verde, Catar, Montenegro, Namibia, Perú y Siria).

 

El conocimiento de sus disposiciones puede ayudarle a ahorrar impuestos y a incrementar la rentabilidad de sus inversiones o proyectos internacionales. Recuerde que el asesoramiento previo le ayudará a no perderse esta oportunidad.


 

También te puede interesar
Revisando el IAE: una vía de ahorro fiscal para nuestras empresas

Publicado el 07-2016 por PBS